La siembra de trigo avanza a buen ritmo y confirman una mayor superficie en el centro norte santafesino

Los escenarios de estabilidad climática, buen tiempo y altos porcentajes de humedad ambiente, fueron las características de los inicios del período, que con el transcurso de los días se atenuaron y posibilitaron que la siembra de trigo logre mayor ritmo, en todos los departamentos del centro norte santafesino.

Para la campaña 2021 se estimó una intención de siembra de 376.500 ha, 25.500 ha más que lo previsto el año anterior, dice el informe del Sistema de Estimaciones Agrícolas para el Centro Norte de la Provincia de Santa Fe, que difunde la Bolsa de Comercio de Santa Fe.

Hasta la fecha, en dicho proceso, se alcanzó un grado de avance del orden de 52 %, con una variación inter semanal de 18 puntos porcentuales y un retraso de 16, en comparación a igual período, de la campaña pasada, con variedades de trigo de ciclo largo, teniendo en cuenta la importancia y el valor del paquete tecnológico utilizable o disponible.

En menor proporción y lentamente, continuó el proceso de cosecha en los cultivos de soja tardía y en pocos lotes de maíz tardío, dado que estuvo regulado o condicionado por los porcentajes de humedad ambiente y de grano, que hicieron que la cosecha, así como el final del ciclo de cada uno, se prolongará.

Soja tardía

Según zonas del SEA, sólo cuatro a cinco días las condiciones ambientales posibilitaron el movimiento de equipos o cosechadoras y continuó siendo lento el progreso en la recolección de la soja tardía.

En la semana se lograron algunos adelantos en la cosecha, llegando hasta la fecha al 96 %, con una variación inter semanal de 6 puntos porcentuales y un adelanto de 2, en comparación a igual período, de la campaña anterior.

Los rendimientos promedios logrados no sufrieron variaciones respecto de las semanas anteriores.

Maíz tardío

Los altos porcentajes de humedad ambiente y de grano, fueron los indicadores de peso que regularon el proceso de cosecha del maíz tardío con destino comercial, además, en pocos lotes se detectaron actividades.

Hasta la fecha, la recolección se concretó en un 35 % del total sembrado, con una variación inter- semanal de 3 puntos y un adelanto de 25, comparado con similar lapso, de la campaña 2020.

Los rendimientos promedios no variaron y oscilaron entre mínimos de 50 a 55 qq /ha y máximos de 78 a 90 qq/ha, con lotes puntuales de 95 qq/ha.

El 90 % de los cultivares restantes presentaron estado bueno a muy bueno, con algunas parcelas excelentes, un 7 % regular y un 3 % malo.