Remonda Castro y una feria original con una fuerte impronta tecnológica que revoluciona el agro

Remonda Castro, el concesionario oficial de John Deere en Rafaela y la región, llevó a cabo su tradicional Feria Original (FO) que significó el reencuentro “cara a cara” con los productores y contratistas, siempre fieles a “los verdes”.

Después de la maldita pandemia, la firma familiar volvió al ruedo con un evento que contó con gran convocatoria y mostró la versión más tecnológica del agro. En su casa central, ubicada en un lugar estratégico de la ciudad, se pudieron apreciar las últimas innovaciones de la marca, enfocadas en maximizar la eficiencia y productividad.

“Nuestras ferias han evolucionado y esta vez se notó el cambio porque decidimos hacer mucho hincapié en la tecnología. Empezamos a involucrarnos más en el negocio del cliente porque antes la relación terminaba en la compra y venta de un tractor, una cosechadora o un repuesto. Hoy tenemos asesores agronómicos, un centro de soporte y monitoreo que ha mejorado la productividad de muchos clientes y entendemos que sería muy conveniente todos utilicen estas innovaciones para exprimir al máximo el producto que tiene”, comentó el gerente general Diego Castro.

Diego Castro le dio la bienvenida a los presentes y destacó la gran convocatoria del evento organizado por la firma familiar.

Y agregó: “hoy es lo más importante para la toma decisiones y consideramos que hay un gran desafío por delante”, reconoció. En ese sentido, afirmó que “el productor tiene todo al alcance de su mano desde el propio celular” y graficó: “hay experiencias muy positivas y muchos todavía se asombran porque, por ejemplo, uno puede saber qué hacen las máquinas en tiempo real estando en el living de su casa o conocer una falla en el mismo momento que se produce”. Por eso, aseguró: “no estamos hablando de lo que se viene y el futuro, sino que hablamos del presente porque toda esta tecnología ya está presente entre nosotros”.

Por último, expresó: “están aquellos productores que consumen hace tiempo la tecnología y otros que a lo mejor todavía ni siquiera usan un piloto automático. Hay que encontrarle la vuelta para que todos utilicen las herramientas disponibles porque la tecnología hoy está, no hay que comprar nada extra; una cosechadora es impresionante todo lo que trae y tal vez no se esté exprimiendo toda su capacidad tecnológica”.