Las bases se plantaron y la «grieta» con el Gobierno se profundiza

Federación Agraria Argentina organizó una asamblea en Villa Constitución, que contó con la participación de toda la Mesa de Enlace. Los productores, hartos del Gobierno, apuntaron también contra la dirigencia rural.

Después de una asamblea «picante», el sector agropecuario le puso plazos al Gobierno nacional para que adopte las medidas urgentes que necesitan los productores. La falta de respuestas, en medio de un contexto caótico signado por la sequía y condiciones macroeconómicas totalmente adversas para la actividad, detonaron la paciencia de «las bases» que se concentraron a fines de febrero en Villa Constitución.
El encuentro, que contó con la presencia de los máximos referentes de la Mesa de Enlace y más de 300 productores, promete ser la primera de varias en caso que el Gobierno no brinde señales para el agro. Hubo discursos encendidos y cargados de desazón porque la realidad golpea fuerte al sector primario, sin distinción de zonas ni partidismos. Para peor, el Gobierno viene realizando anuncios de todo tipo, pero nada se concreta y las explotaciones agropecuarias hacen malabares para subsistir.
«Nos estamos fundiendo y así vamos a terminar desapareciendo», se podía escuchar con frecuencia en cada grupo de productores que llegó hasta el cruce de la Ruta 90 y la Autopista Rosario – Bs As. La Sociedad Rural de Rafaela estuvo presente en el evento, con la participación de Horacio Albrecth (Vicepresidente) y Leonardo Alassia.
Sin embargo, además de apuntar los cañones contra el Gobierno, muchos también emitieron críticas a los máximos referentes de la Mesa de Enlace, presentes también en las asambleas. Fueron varios los oradores que se mostraron ofuscados porque consideran que asistir a cada reunión que propone el Gobierno «sólo para la foto» no sirve de nada. Y, con términos muy duros en algunos casos, se los han hecho saber.

La dirigencia se defendió de los ataques
Finalizada la exposición de los oradores designados, representantes de diversas producciones y provincias, el presidente de Federación Agraria Argentina (FAA) y entidad anfitriona, Carlos Achetoni, mostró su enojo con aquellos que pusieron en duda la honorabilidad y honestidad de los dirigentes que acuden a cada cita oficial.
«Aquel que se atreva decir que me quedo con algo o me entongaron con algo que venga y me enfrente. Nadie tiene el derecho; no le demos de comer a quienes nos están gobernando y llevando por el derrotero del desastre. No somos nosotros los que tenemos la culpa. Hace cuatro años que no cobramos para poder mantener a la FAA en pie y que nos vengan a tratar de cualquier ´transero´ la verdad que a mí me desacomoda porque no se lo voy a permitir a nadie», fustigó. Y agregó: «tampoco le voy a permitir a la política que venga a llevarnos por delante a nosotros»
En definitiva, la propia FAA (y las demás entidades) intentó llevar calma a las «bases» y se acopló al hartazgo de los productores presentes. «Exijamos todos juntos lo que consideramos justo», remarcaron los dirigentes. En ese sentido, la eliminación de las retenciones y la unificación del tipo de cambio fueron los reclamos más aplaudidos. De todas maneras, es prácticamente imposible en este escenario que el Gobierno revea alguna de las dos medidas.

Promesas incumplidas
Al cierre de esta edición, el plazo impuesto por la dirigencia rural para una señal oficial todavía no se había cumplido. Todos coincidieron en la asamblea con la necesidad de jugar fuerte una vez finalizada Expoagro.
Entre las promesas que el Gobierno hizo y no cumplió, se destacan: emergencia nacional; 5.000 millones en fondos rotatorios con las pcias y cooperativas; suspensión de anticipos de ganancias; suspensión de embargos y juicios de Afip; no incorporación a ganancias de venta forzosa de hacienda; refinanciación de los pasivos con el BNA en la tasa de origen, la mayoría son clientes de menos 500 hectáreas y menos de 150 cabezas; créditos nuevos por 20.000 millones con una gracia de 360 días al 49,5% sin contar los subsidios que aporten las provincias y se podrán pagar arrendamientos; 27.700 clientes de agronacion, recibirán una extensión hasta 18 meses; financiamiento de exportaciones 1,9% anual; maquinaria agrícola, bonificación al 61%; derogar el BCRA la sobretasa.

EL BCRA tampoco ayuda
La sequía sigue azotando a los productores de todo el país y reina la preocupación en el sector porque aún no se sabe cómo se recuperarán de los efectos de las heladas y granizadas, por lo que la situación se torna asfixiante para todos.
En medio de un escenario caótico, el Banco Central de la República Argentina no sólo no derogó, sino por el contrario prorrogó la resolución A7600, que encarece el crédito financiero a los productores que tengan más del 5% de trigo y soja en su poder.
«Esta medida no sólo va en contra de lo anunciado por el gobierno nacional, en relación con brindar apoyo a los productores en emergencia, sino que atenta abierta y brutalmente contra todos los productores que cuentan en su poder con algún remanente de soja para uso propio, pagar los arriendos, los insumos y sostener el arraigo rural», remarcaron desde la Mesa de Enlace.
Las entidades reconocieron que están en contacto con productores de todo el país que demandan ayuda crediticia para afrontar compromisos financieros generados por la menor cosecha y han sido informados que aún no están disponibles las líneas anunciadas de refinanciamiento. «Necesitamos créditos para recomponer el capital de trabajo. El campo ha aportado por años y hoy necesita un alivio fiscal y ayuda crediticia urgente», advirtieron.

últimas Noticias

Enemigo público

La Chicharrita del Maíz, vector del complejo Spiroplasma, está ocasionando severas pérdidas en la región central del país. Desde febrero, comenzaron las alertas por esta

Scroll al inicio