La Justicia consideró que el campo de la familia Etchevehere fue usurpado y ordenó «el desalojo pacífico»

La titular del Tribunal de Juicio y Apelaciones de Paraná, Carolina Castagno, desestimó el planteo de Dolores Etchevehere y ordenó hoy el desalojo de la estancia Casa Nueva, ocupado por militantes de Juan Grabois. Durante una larga exposición, la magistrada defendó el derecho a la propiedad privada, calificó la ocupación como un accionar “inconsulto y clandestino” y avaló el reclamo de los hermanos Luis Miguel, Juan Diego y Arturo Sebastián Etchevehere, y su madre, Leonor Barbero Marcial.

Según la jueza Castagno, en base a las pruebas recolectadas, tanto Dolores Etchevehere como el resto de los ocupantes “invadieron el terreno» ubicado en la provincia de Entre Ríos y ordenó la “restitución inmediata» vía un «desalojo pacífico”.

“Que este caso sirva para que la gente vuelva a confiar en la Justicia, vamos a esperar afuera hasta que salga el último usurpador para poder ingresar a nuestra casa”, afirmó Luis Miguel Etchevehere, ex ministro de Agroindustria durante el gobierno de Cambiemos, luego del fallo, que escuchó acompañado por sus hermanos y la ex ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.